1

Hogar, dulce cine del hogar para cualquier presupuesto

Usted no tiene que arriesgar la bancarrota para disfrutar de una gran experiencia de cine en casa.

El maestro de los blues Willie Dixon una vez cantó, “yo no dije que era millonario, pero sí que he gastado más dinero que un millonario”. Pues bien, así es como me siento yo con los equipos de cine en casa: constantemente estoy gastando dinero en ellos y siempre hay más cosas que comprar.

Pero usted no tiene que ser rico para adornar su sistema de cine en casa. Si puede gastar entre US$200 y US$2.000, podrá ajustar sus altavoces, mejorar su imagen, simplificar su instalación y de paso disfrutar de una mejor experiencia.

Jubile sus cables: Con mejores cables de audio y de vídeo se puede mejorar su experiencia por muy poco dinero. Para empezar, los cables de sus altavoces deben tener un grosor de por lo menos calibre 16 y usar conectores sólidos de oro en vez de cables trenzados. Se pueden encontrar en cualquier tienda de electrónica por precios que comienzan en 50 centavos el pie.

Los cables de componentes conducen a imágenes mejores que las conexiones de señal compuesta, cables coaxiales, o de Vídeo S, pero usted no tendrá que pagar mucho por las marcas famosas (vea “El juego de los cables”, septiembre de 2005, www.pcwla.com/buscar/06065501). Un buen cable de componentes como la serie Monster Video 3 de Monster Cable cuesta de US$70 a US$150, en dependencia de la longitud (www.monstercable.com). Los propietarios de HDTV –especialmente los que esperan ver películas HD DVD o Blu-ray en alta definición– deben comprar un cable HDMI para conectar la caja de satélite o de cable al televisor (suponiendo que su HDTV y la fuente tengan puertos HDMI). Podrá conseguir uno decente en CableWholesale.com o en Startech.com por unos US$30 a US$60.

Haga inversiones sensatas: Si no tiene ya un sistema de sonido envolvente con 5.1 canales, cómprelo, dice Danny Briere, autor de Home Theater for Dummies. Hasta los sistemas baratos de cine en casa que lo tienen todo integrado en una caja son bastante aceptables, aunque Briere aconseja a los consumidores que opten por marcas conocidas y que inviertan por lo menos US$400 por un sistema con un receptor de A/V integrado.

Dólar por dólar, la mejor inversión es comprar unos altavoces mejores, dice Joe Hart, un especialista de diseño que trabaja para Hifi House en Broomall, Pensilvania. Pero añade que un precio más alto no asegura necesariamente una calidad más alta y viceversa. Por ejemplo, los sistemas de sonido envolvente como Cine 70 CT de Paradigm (US$499, www.paradigm.com) o Cinema 60 de Definitive Technologies (US$699, www.definitivetech.com) producen un sonido 5.1 excelente por un precio razonable, dice Hart. Antes de llevarlos a casa, no se olvide de probar los altavoces para así conseguir el mejor sonido por su dinero.

Amplíe sus horizontes: ¿Tiene US$1.000 o más para gastar? Es hora de que piense en una pantalla más grande. Usted puede pagar tan sólo US$1.800 por un HDTV de 42 pulgadas de proyección trasera como el Sony Wega KDF-E42A10, o incluso por un televisor de plasma de 42 pulgadas de bajo nivel como el AOC A42HD84 de Envision Peripherals (www.aocmonitor.com). Ambos pueden mostrar una señal de 720p de alta definición.

La vía más barata de conseguir una imagen grande es un sistema integrado como el Epson MovieMate 25, que combina un proyector con un reproductor de DVD y dos altavoces JVC, más un altavoz de bajos externo (US$1.199, www.epson.com). Configurar la unidad es tan fácil como hacer palomitas de maíz: sáquela de la caja, conéctela a la corriente e inserte un DVD. Pero tendrá que sacrificar algunas cosas. El MovieMate sólo muestra la calidad de DVD (480p), así que no es apropiado para HDTV y su sensibilidad a la luz ambiental alta lo hace difícil de usar en una habitación soleada. En comparación, un HDTV de 1080p de proyección trasera como el Sony VPL-VW100 vale aproximadamente US$10.000. Y si se va a gastar esa cantidad, ¿por qué no irse por todo lo alto?

Kris Peterson, vicepresidente de ventas de Magnolia Home Theater, una subsidiaria de Best Buy, dice que si el dinero no fuera una limitación él podría construirle un sistema de cine en casa invisible, completo con una pantalla de 100 pulgadas, altavoces, altavoz de bajos y un enorme servidor de DVD/música digital empotrado en paredes aisladas acústicamente. Añada controles de iluminación integrados, cámaras de seguridad basadas en el IP, asientos de estadio y otros elementos cosméticos y estamos hablando de un precio “superior a los US$100.000”, dice él.

¿Quiere ese tipo de instalación? Será mejor que vaya ahorrando dinero… o úselo para jugar la lotería.

-Dan Tynan

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *