1

El sistema operativo adecuado para usted

¿Vista o XP? ¿Windows, Mac o Linux? ¿Qué tal todos los anteriores? Con las mejoras en la tecnología de virtualización, no tendrá que decidirse por un solo SO.

Hace algún tiempo, uno era partidario de la Mac o usuario de Windows. O quizás era un fanático de Unix. Cualquiera que fuera su preferencia, probablemente tenía un solo sistema operativo en su vida. Sin embargo, gracias a la ubicuidad de los procesadores de Intel y a la ardua labor de legiones incalculables de programadores, esos tiempos han desaparecido. Ahora, las máquinas de Apple pueden ejecutar Windows XP.

Windows Vista está disponible en las computadoras nuevas, pero usted puede iniciar la misma PC con un disco Ubuntu Linux que bajó gratis y grabó en un CD o DVD. Y si le gusta Ubuntu, puede instalarlo junto a Windows con unos cuantos clics.

Las mejoras drásticas en el software de virtualización, conjuntamente con los adelantos de hardware y la estandarización en las CPU x86, hacen posible que cualquier sistema operativo sea anfitrión de versiones virtuales de otros SO.

Todas las máquinas todavía necesitan un sistema operativo primario, pero ahora es más fácil mezclar las preferencias. Mi oficina en el hogar tiene una mezcla de Macs que usan OS X y PC basadas en Windows XP, Windows Vista, Ubuntu y OpenSuSE Linux. Y mi próximo sistema probablemente será una Mac con tres o más de esos SO instalados a la vez, quizás incluso funcionando al mismo tiempo. Si usted puede comprar el hardware de Apple, esa es la opción que yo recomendaría. ¿Por qué? Consulte la tabla de abajo para ver los puntos fuertes y débiles de los principales contendientes y siga leyendo para enterarse de lo que está pasando con cada SO.

Elogios para Windows XP

El largo período de gestación y los dolores de parto de Windows Vista ya han finalizado, gracias al cielo. Vista está funcionando bien en mi sistema de escritorio bastante moderno y he disfrutado del uso de sus herramientas y de su interfaz actualizada para la recreación y el trabajo cotidiano. Pero antes de hablar del nuevo niño, dediquemos unas palabras al viejo y querido Windows XP.

A pesar de su reputación de una seguridad agujereada, XP se convirtió rápidamente en un SO muy exitoso. Antes de XP (y su admirable predecesor, Windows 2000), los sistemas operativos de Microsoft se congelaban, morían y mostraban la pantalla azul de la muerte semanalmente o incluso a diario. Aunque los colapsos siguen sucediendo, son mucho menos frecuentes que en las versiones anteriores de Windows y algunos usuarios de XP (entre los cuales me incluyo) tienen PC que rara vez tienen problemas.

Durante casi media década XP ha sido el SO de mayor venta en el mundo y por eso es blanco de la mayor parte de los ataques. Cualquier cosa que usted quiera hacer con una PC –contabilidad, bitácoras, fotografía, ingeniería, vagar por la Internet– el software y el hardware que necesita para ello trabajarán con el Windows XP.

Por supuesto, para que esa copia de XP funcione correctamente usted tendrá que esmerarse para mantener a raya a la jauría de lobos. Aunque el Service Pack 2, el Centro de seguridad de Windows y el Internet Explorer 7 han cerrado muchos agujeros, XP seguramente seguirá atrayendo piratas y escritores de programas maliciosos durante muchos años. Su protección de cortafuego, de software antivirus y de contraespionaje seguirá siendo tan importante como siempre.

Según Forrester Research, el 40 por ciento de los usuarios empresariales de Windows hará la transición a Vista dentro del próximo año y la adopción de los consumidores crecerá gradualmente de 12 millones de usuarios durante el primer año a 73 millones después de cuatro años. Microsoft continuará publicando correcciones de seguridad para Windows XP por lo menos cinco años después del Service Pack 3, que ha sido programado para aparecer en la primera mitad de 2008. Así que relájese. No hay por qué tener prisa.

Vista a la vista

No hay dudas de que Windows Vista ha mejorado la seguridad (aunque todavía usted necesitará un cortafuego de otro fabricante si no se siente preparado para algunas tareas complejas de configuración), y también varias herramientas y funciones nuevas. Lo que hace a Vista deseable para muchos es su apariencia. El entorno Aero de Vista muestra ventanas, iconos y otros elementos del escritorio con más colores, sombras y –por primera vez– transparencia. Los botones relucen como LED rojos o azules cuando usted pasa el ratón sobre ellos. Los marcos de las ventanas, menús y barras de título translúcidos le recuerdan que hay otras aplicaciones enterradas una o dos capas más abajo y el conmutador de tareas Flip 3D está claramente inspirado en el Exposé de Apple, que muestra miniaturas inteligentemente distribuidas de todas las aplicaciones que se encuentran activas.

Copiada más directamente de Apple, la Barra lateral de Windows es una variante de los widgets del Dashboard en el OS X. Sin embargo, las interfaces rediseñadas de Media Player, el Panel de control, correo y previsualización de fotos son evidencia de que muchos de los cambios de Vista son sólo superficiales. Cuando se profundiza en una nueva estructura de menús frecuentemente aparecen los mismos cuadros de diálogo que estaban presentes en Windows XP.

Los jugadores a la larga obtendrán grandes beneficios con el cambio a Vista. DirectX 10 promete una aceleración ocho veces mayor en los juegos y no estará disponible con Windows XP. Y la Windows Presentation Foundation de Vista facilita a los programadores la producción de aplicaciones aceleradas para el hardware de gráficos.

No obstante, muchas de las innovaciones de Vista tienen su precio. Pruebas recientes realizadas por el Centro de Pruebas de PC World demostraron que aunque Vista se desempeña bien con el hardware recomendado por Microsoft, Windows XP ejecuta las mismas aplicaciones mucho más rápido (vea http://www.pcwla.com/buscar/07046001). Así que, a menos que usted pueda tolerar la reducción en el rendimiento, será mejor que actualice su PC conjuntamente con su sistema operativo. Sin embargo, en una máquina razonablemente equipada, Windows Vista produce resultados rápidos en la búsqueda de archivos, documentos, mensajes de correo electrónico y sitios de la Web.

¿Hola, PC? Soy una Mac

O quizás usted está listo para un cambio aun más grande. Las líneas limpias y simples de las MacBooks y los sistemas de escritorio Mac Pro sugieren que usar una computadora puede ser algo poco complicado, incluso fácil. Mac OS X ofrece la misma promesa. Aunque los sistemas operativos de Apple y Windows por lo general permiten hacer las mismas cosas, la interfaz de Mac parece tener menos capas, niveles y configuraciones misteriosas.

Es casi suficiente para causar la deserción de un usuario que lleva 20 años usando Windows. Pero, por supuesto, eso no es necesario. El Boot Camp de Apple permite a las Macs equipadas con Intel arrancar con Windows y otros sistemas operativos basados en el x86, como Linux. Ahora, los expertos y los usuarios regulares que disfrutan de la simplicidad del OS X, pero que necesitan ejecutar aplicaciones en Windows XP, Vista, o Linux pueden usar todos estos sistemas operativos en una misma computadora.

Apple todavía no permitirá que el OS X ejecute en sistemas que no sean Mac, haciendo el hardware de Apple la única manera de ejecutar todos estos sistemas operativos en una máquina. Y con la adición del software de virtualización barato o gratuito de Parallels y VMWare, las Macs pueden ejecutar esos sistemas operativos simultáneamente. El software de Parallels incluso ofrece una característica única y algo misteriosa, “Coherencia”, que ejecuta aplicaciones virtualizadas de Windows junto a los programas de OS X. Parallels se adelantó a VMWare, cuyo primer producto para OS X, llamado Fusion, aparecerá este verano. A la hora del cierre, ambas compañías estaban trabajando para agregar la aceleración de 3D a sus productos, lo que pudiera hacer realidad finalmente los juegos serios en un entorno de SO virtualizado.

Pero la gran noticia de los sistemas operativos para la Mac llegará esta primavera cuando Apple presente su OS X 10.5, también conocido como Leopard. La actualización promete una colección modesta pero deseable de características nuevas, entre ellas Time Machine, un nuevo sistema automático de copias de seguridad que permite ir y venir entre las versiones anteriores de los archivos. Leopard también agrega la posibilidad de incluir membretes y listas de tareas pendientes en Mail; una expansión de la herramienta de búsqueda Spotlight para ubicar archivos en otras Macs de la red; una característica de escritorio virtual estilo Exposé llamada Spaces; y otras características todavía no identificadas (que esperamos sean imprescindibles).

Linux: Último pero no por ello menos importante

Algunas distribuciones como la de Ubuntu, que cada vez es más popular, están haciendo mucho para cambiar la reputación de Linux como difícil y complejo de instalar y configurar. El Ubuntu DesktopCD, con el que puede arrancar el sistema, le permite probar Linux para ver si le gusta (y si a Linux le gusta su PC) sin instalar nada en la unidad de disco duro. Unos pulsos más abrirán espacio para Ubuntu y lo pondrán en su unidad de disco duro junto a Windows (vea http://www.pcwla.com/buscar/07046101 para más información). Una vez instalado el SO, un par de aplicaciones simples le permitirán escoger e instalar cientos de programas gratuitos, entre ellos herramientas de productividad, de multimedios y de desarrollo.

Otra distribución popular, OpenSuSE de Novell, incluye bibliotecas y herramientas de configuración de aplicaciones que son casi tan fáciles de navegar como las de Ubuntu. Ambas distribuciones de Linux ofrecen correcciones parciales frecuentes y actualizaciones automáticas.

Y los fanáticos de Linux que prefieren los entornos visuales podrán escoger entre decenas de interfaces del usuario, de las cuales KDE y Gnome son las más populares. Ambas evolucionan constantemente, tomando buenas ideas una de otra, y también de Apple y de Microsoft.

Con sus requisitos mínimos de hardware y su seguridad sólida, Linux puede servir como un SO a prueba de balas. Y con las opciones de arranque doble y de virtualización, incluso varias aplicaciones gratuitas y de código abierto, y el software Xen basado en el núcleo, usted puede probar fácilmente lo último de Linux sin tener que abandonar su sistema operativo actual.

-Scott Spanbauer

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *