1

¿Hora de cambiar? No necesariamente

Usted acaba de instalar el mayormente admirable Firefox 3. A continuación compra algo en línea y va directamente a la página de caja.

La página dice que es segura, pero… ¡un momento! ¿Dónde está ese pequeño candado que solía aparecer a la derecha de la dirección? ¿Por qué no está pintada toda la dirección de color amarillo para indicar que el sitio es seguro? Porque, según las palabras del inmortal Dr. John, alguien cambió la cerradura.

¡No, realmente sigue allí! Lo que pasa es que se trasladó a la barra de estado en la esquina inferior derecha de la ventana. La justificación del cambio casi se puede entender: el candado ha aparecido en ese lugar desde hace mucho tiempo, especialmente en el Internet Explorer. Se podría argumentar que un candado en esa posición es el indicador de facto de que la página es segura y que es más sencillo decirles a los usuarios que busquen allí el icono. Pero poner el candado al lado de la dirección tiene tanto sentido que Microsoft lo trasladó a ese lugar en el IE 7. Buena idea. Firefox no debía haber dado su brazo a torcer.

[<img border="0" src="/pcwla2.nsf/0/7411F2D5512B645A852574D10015A560/$File/pag4oct08.gif">]

Pero no. En lo que se supone sea una mejora, el nuevo navegador sustituye la barra de dirección amarilla por indicadores “Instant Web Site ID” [Identificador instantáneo del sitio Web] pulsables y codificados con colores, que aparecen a la izquierda del URL. Se supone que sirvan para indicar mejor la seguridad, pero en realidad son pedantemente técnicos y confusos. ¿En qué forma? Un fondo verde para el icono de un sitio significa que la página suministra la información de identidad y que está cifrada. El fondo azul quiere decir que el sitio está cifrado pero que no suministra la información de identidad. El color gris es para los sitios que no informan prácticamente nada.

Desafortunadamente, la información de identidad que Firefox busca es algo conocido como un Certificado Extendido de Validación, que la mayoría de los sitios simplemente no tiene. ¿Un fondo verde para continuar sin problemas con la transacción? No lo verá en Amazon, ni en Bank of America, ni en Google ni en Wells Fargo… ni siquiera en el propio Mozilla.org. Pulse el indicador y descubrirá que ‘Este sitio Web no ofrece la información de identidad’.

Las cosas pueden ponerse aun más raras. La página principal de Buy.com aparece en gris porque la información no está disponible. Pero entre en la página de acceso y verá el color verde que indica que es segura e identificada.

¿Gmail? Azul, por lo menos al principio. El acceso está cifrado, pero dice estar ‘operada por (desconocido)’. Mmm.., no lo creo. Si usted entra en Gmail de la manera normal, el fondo del icono se torna gris para darle una idea de que la sesión no está cifrada, una mala idea en caso de que usted esté en una red Wi-Fi insegura (usted puede asegurarse de que su conexión a Gmail es segura y aparece en color azul comenzando en https://mail.google.com o vaya a la configuración y seleccione una conexión segura). Ese cambio de un fondo azul a uno gris ofrece una información útil, pero el efecto es mucho más fácil de pasar por alto que la transformación de amarillo a blanco del cuadro de dirección, como en Firefox 2. Al igual que el impertinente Control de cuenta de usuario de Vista, este tipo de “protección” del usuario confunde tanto que todo el mundo le hará caso omiso.

También es el tipo de cambio que parece mucho mejor en las diapositivas de PowerPoint de los programadores que en su código. Microsoft es el líder indiscutible de este tipo de alteración irresponsable, desde los menús “personalizados” (más bien desaparecidos) en Windows y las versiones más viejas de Office hasta el diseño dictatorial en Office 2007 donde los “los menús son malos para usted”, cosas que indudablemente han contribuido a un incremento en el uso de lenguaje obsceno a escala mundial. Y prácticamente cada vez que el navegador que utilizamos recibe una actualización, los diseñadores insisten en cambiar el aspecto de los iconos y los botones, y en mudarlos de lugar en una forma que molesta mucho más de lo que ayuda.

Firefox 3 tiene muchas mejoras reales, entre ellas una forma mucho mejor de manejar las contraseñas y una “barra de ubicación inteligente” que recuerda los sitios que usted ha visitado tan pronto comience a escribir. Qué lástima que los diseñadores se excedieran en los cambios.

-Por Stepen Manes

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *