1

Limpie el sensor de imagen de su cámara réflex digital

Si usted se fija cuidadosamente en las fotos que ha tomado con una cámara digital réflex de un solo objetivo (SLR) que lleva tiempo utilizando, probablemente notará pequeñas motas opacas. Ése es el resultado del polvo y la basura acumulada dentro del cuerpo de su cámara.

Incluso si usted nunca cambia las lentes, el polvo puede colarse dentro del cuerpo de la cámara y posarse sobre el sensor. Y si cambia las lentes, entonces partículas aun más grandes pudieran alcanzar el sensor fácilmente. Algunas réflex digitales avanzadas ahora ofrecen modos de limpieza automática que tratan de sacudir las partículas. Estas características ayudan, pero muchas veces no pueden asegurar que sus fotos aparezcan libres de imperfecciones. He aquí cómo limpiar a mano el sensor de su cámara réflex digital de una manera segura y efectiva.

[<img border="0" src="/pcwla2.nsf/0/53EE0F0C6908F5D5852575110015ECEE/$File/pag66kitdic08.gif">]

Hay varios productos que le ayudan a limpiar una réflex digital. Muchos de los kits, incluso aquellos que vienen con aspiradoras, son una exageración. Le mostraré cómo probar el sensor con un kit básico que sólo contiene un hisopo y el líquido limpiador. Yo prefiero el Photographic Solutions Digital Survival Kit (photosol.com) por el bajo costo y la sencillez del equipo. Asegúrese de escoger un kit para su cámara específica porque algunos líquidos reaccionan mal con ciertos sensores. Consulte el sitio Web del fabricante del kit para encontrar el equipo apropiado. Verifique también que el tamaño del hisopo sea el adecuado para su cámara, de lo contrario terminará con algo demasiado grande.

Antes de comenzar es importante recordar que el proceso de limpieza del sensor puede dañar su cámara si usted emplea las herramientas equivocadas. Pero si sigue cabalmente las instrucciones de limpieza del kit, podrá hacerlo sin sobresaltos.

No limpie el sensor si el problema se debe a la lente. Utilice un soplador para expeler cualquier basurilla del frente de la lente y frótela con un paño fino. Use la misma técnica en el interior de la lente. Los limpiadores líquidos pueden dañar el revestimiento de la lente; nunca utilice un limpiador casero. Si necesita usar un limpiador, use uno que esté formulado especialmente para las lentes de cámaras.

Localice el polvo

Ahora pruebe el sensor antes de limpiarlo. En un área muy bien iluminada, ajuste su cámara a la apertura más pequeña que la lente permita. Enfoque sobre una superficie blanca como una hoja de papel y use el modo de prioridad a la apertura para que la cámara escoja automáticamente la velocidad de obturador apropiada. Tome varias fotos de prueba para usarlas como muestras previas a la limpieza.

Abra las imágenes de prueba en su computadora e inspecciónelas ampliadas al 100 por ciento. Las fotos deben mostrar la misma superficie blanca uniforme que usted fotografió.

Trate de detectar pequeñas gotitas translúcidas, manchas oscuras, o líneas delgadas. Estas marcas pudieran ser causadas por fibras desprendidas de la ropa, pelos, polen y el polvo ambiental. Si aparecen en la misma posición en todas las fotos, el problema se debe a la suciedad del sensor (si no ve ninguna imperfección, entonces no continúe porque su sensor está impecable).

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *