1

Windows 7: Vista con cualquier otro nombre

Para ganarse a los usuarios de Windows que todavía se sienten resentidos por la última actualización del sistema operativo de Microsoft, a Windows 7 habría que ponerle un título más atractivo.

Llevamos dos años en la era de Vista y los nativos de Windows ya están inquietos.

A pesar del amplio apoyo que los fabricantes de hardware y aplicaciones le han brindado, de la aparición de un Service Pack (SP1) y de una avalancha de anuncios publicitarios donde figuran Bill Gates y Jerry Seinfeld, no hay nada que pueda disfrazar el problema fundamental: a muchas personas simplemente no les gusta Windows Vista.

Aunque no todas las críticas son justificadas, la reputación del sistema operativo está tan empañada que no hay mucho que se pueda hacer para salvarla, por lo menos no con un producto que lleve el nombre de Vista. Es por eso que Microsoft pronto pasará la página y presentará el Windows 7, probablemente el próximo año.

Como el título de nuestra historia implica –“Primera mirada a Windows 7: la versión corregida de Vista”–, Win 7 parece más un trabajo de limpieza del código existente que una edición totalmente nueva. Claro, Microsoft dice que se ha concentrado en las quejas de los clientes al mejorar el desempeño, reducir la cantidad de latosos cuadros de diálogo y hacer más intuitiva la interfaz. Pero debajo del capó, el núcleo de Windows sólo recibe un poco de maquillaje, no una renovación total y la interfaz tampoco cambiará radicalmente.

Aun así, espero que muchos de nosotros recibamos la nueva versión con escepticismo. Las ediciones totalmente renovadas de los sistemas operativos de Windows pueden ser arriesgadas en el mejor de los casos; los usuarios precavidos probablemente preferirían evitar la clase de renovación radical que desechó a Windows XP en favor de Vista. Por eso quisiera ofrecer algún consejo que no me han pedido (y que seguramente tampoco recibirán con agrado) a nuestros amigos de Redmond que se responsabilizan con la comercialización del producto: sería mejor que cambiaran el nombre de Windows 7 por algo que no implique que estamos empezando otra vez desde cero y que tendremos que aprender un sistema operativo radicalmente nuevo.

¿Qué se me ocurre? ¿Qué tal Windows ReVista, Windows Mulligan, o incluso Vista 2? Los tres nombres sugieren una segunda oportunidad, una venerable tradición estadounidense. Otra posibilidad podría ser Windows Mojave: que es el nombre dado a un mítico sistema operativo “nuevo” que Microsoft mostró a grupos de usuarios que criticaron a Vista. Los escépticos dieron buenas calificaciones a Mojave y se escandalizaron al saber que realmente era Vista con el nombre cambiado. Bono adicional: gran parte del Desierto de Mojave son extensas planicies que ofrecen unas vistas (sin la V mayúscula) espectaculares.

Bueno, quizás Microsoft esté enviando señales de que se encuentra a punto de hacer algo espectacular. En ese caso, el viejo y prosaico “Win 7” es un nombre totalmente aburrido. En su lugar, los muchachos de Ballmer deberían copiar las ideas de la Mac. Apple ha acaparado el mercado de los nombres de felinos salvajes, con Cheetah, Jaguar, Panther, Leopard y hasta el Snow Leopard ya reservados. Pero los caninos todavía están disponibles. ¿Qué les parecen Windows Wolf, MS Coyote, o simplemente Dingo? Pero no lo llamen Microsoft Labradoodle. La gente se burlaría del él.

Perro viejo

Hablando de cambios grandes y caninos pequeños (el zorro, es decir, “fox”, mi apellido, es un miembro reconocido de la familia canina), déjeme aprovechar esta oportunidad para presentarme. Si mi foto sonriente en la parte superior de la página le parece familiar, es probable que usted sea un lector veterano de PC World. En noviembre de 2002, yo firmaba la columna Plugged In, que entonces ocupaba una página completa y trataba del emergente universo de los artefactos electrónicos, de sitios extraños de la Web y otros aspectos divertidos de la tecnología. Escribí Plugged In durante tres años, antes de dejarlo para concentrarme en mi trabajo como director de InfoWorld, la publicación hermana de PC World. Sin embargo, aquellos de ustedes que tienen una memoria aun mejor pueden haber visto mi nombre ya en 1990, cuando me uní a PC World como redactor jefe. Así comenzó una fructífera carrera de nueve años que terminó justo antes de que estallara la burbuja de las punto com. Y ahora he regresado para mi tercera ronda. ¿Quién dice que no se puede volver a casa?

-Steve Fox es el director editorial de PC World.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *