1

Teléfonos verdes: ¿innovación o truco?

Los teléfonos conscientes del medio ambiente pueden ser la última moda móvil, pero escatiman en características. ¿Vale la pena ser verde?

Los fabricantes de teléfonos móviles no tienen mucha fama de ser considerados con el medio ambiente. Pero ahora están implementando programas para mejorar su imagen disminuyendo su huella de carbono. Quizás el salto más grande es la introducción de los teléfonos verdes—dispositivos móviles elaborados con materiales reciclados y diseñados para una mayor eficiencia energética.

Pero ¿qué características se perderían al optar por un teléfono verde? Veamos tres de los teléfonos verdes más nuevos: el Samsung Blue Earth, el Motorola Renew y el Sony Ericsson C901 GreenHeart.

Samsung Blue Earth, el único teléfono con pantalla táctil del grupo, tiene paneles solares diseñados para aprovechar la energía solar y cargar la batería. Hecho de botellas recicladas, el Blue Earth tiene un podómetro incorporado para contar las distancias caminadas y calcular el volumen de emisiones de CO2 que usted ha ahorrado al no conducir. Samsung no ha revelado ningún otro detalle relativo a las especificaciones del teléfono, su disponibilidad ni el precio. Pero todavía no se ha demostrado la eficacia de un teléfono alimentado por la energía solar y el Blue Earth no parece tener características especiales aparte de las ambientales, ya que no se ha anunciado nada más.

El Sony Ericsson GreenHeart—el que más características ofrece de los tres teléfonos nuevos—tiene un podómetro, una cámara de 5 megapíxeles, un reproductor de medios y un navegador NetFront. Embarca con un manual electrónico almacenado en el teléfono en vez de una guía de papel, y está hecho de plástico reciclado. Aunque el GreenHeart ofrece casi todo lo que uno espera de un teléfono básico, tiene una pantalla pequeña (2,2 pulgadas) que no es táctil ni tampoco tiene un teclado QWERTY—así que olvídese de enviar mensajes de texto ni correos electrónicos a menos que usted sea muy paciente. Sony no ha anunciado el precio; el teléfono estará disponible a finales de 2009.

El Motorola W233 Renew está disponible actualmente (a través de T-Mobile). Con un precio razonable de US$30, el Renew está hecho de botellas recicladas y viene envasado en materiales ciento por ciento reciclados. Pero el Renew no tiene una cámara, y su pantalla pequeña de 1,6 pulgadas y 128 por 128 píxeles no es apropiada para los vídeos.

En general, estos tres teléfonos han sido fabricados básicamente para cumplir una misión: si usted busca un teléfono que le sirva para algo más que hacer llamadas y contar sus pasos, probablemente perderá su tiempo con ellos. Ninguno es un teléfono inteligente (lo que significa que no proveen una plataforma como Windows Mobile o Symbian), así que no tendrá acceso a una variedad de aplicaciones y tendrá poco margen para la personalización.

Si busca un dispositivo más completo y a vez quiere ser un poco respetuoso con la naturaleza, una decisión más sensata quizás sea adquirir un teléfono de un fabricante con una buena reputación ambiental. Según la Guía para una Electrónica más Verde de Greenpeace, los fabricantes LG, Motorola, Nokia, Samsung y Sony Ericsson tienen programas de reciclaje relativamente exitosos y han dado pasos tendentes a eliminar los químicos tóxicos en sus productos y a reducir las emisiones de CO2 de sus fábricas. También puede comprar cargadores alimentados por la luz solar, como el cargador Solio, que trabaja con la mayoría de los teléfonos móviles y los teléfonos inteligentes.

Quizás lo mejor que puede hacer como consumidor responsable es ser consciente de su propio uso. Desenchufe su cargador cuando no lo esté utilizando. Recicle sus teléfonos viejos en un local acreditado cuando compre uno nuevo y luego reutilice o recicle el envase en el cual vino su nueva adquisición.

-Por Ginny Mies

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *