1

Conflicto entre fabricantes de impresoras por alegaciones publicitarias

HP cuestiona la promesa de Kodak a los consumidores de un ahorro de dinero al usar las impresoras Kodak. ¿A quién le debe creer?

Por casi dos años, Kodak ha prometido a los consumidores el ahorro de serias cantidades de dinero si se cambian a las impresoras integrales de dicho fabricante. Como era de esperar, la compañía ha encontrado cierta resistencia. HP es el competidor más reciente en desafiar las alegaciones de Kodak que promete a los consumidores “ahorrar como promedio US$110 anuales en tinta” si adquieren una impresora de Kodak.

[<img border="0" src="/pcwla2.nsf/0/ECA5CE18C8DA69B9852576FC00830875/$File/48hpabr10.gif">]

Según HP y una firma de consultoría independiente, los consumidores tendrían que imprimir cuatro páginas al día para ahorrar esa cantidad de dinero con una impresora de Kodak—mucho más de lo que produce la mayoría de los usuarios domésticos. El año pasado, HP presentó una queja formal contra la publicidad de Kodak. En diciembre, la Comisión de Comercio Federal falló que Kodak podía continuar con la campaña publicitaria siempre que cambiara el texto. Así que ahora el anuncio enmendado de Kodak dice: “Ahorre en tinta un promedio de US$110 anuales en base a sólo cuatro páginas por día”.

¿SIGUEN ENGAÑANDO LOS ANUNCIOS?

Sin embargo, incluso después de modificar el texto, las alegaciones de Kodak siguen engañando a los consumidores—por lo menos según HP. “El usuario promedio en los Estados Unidos de América imprime la mitad de lo que Kodak utiliza para calcular esos ahorros”, dice Andy Binder, director de ventas de HP Inkjet & Web Solutions.

Pero ¿cómo sabemos si HP está diciendo la verdad? Para empezar, HP basa su afirmación en los estudios realizados por Lyra Resarch, una respetada firma de consultoría en la industria de la impresión. Según el analista de Lyra Andrew Lippman, las alegaciones de ahorros de Kodak son improbables.

De hecho, pocos consumidores lograrían los ahorros prometidos. “Usted tiene que imprimir 1.500 páginas al año —muy por encima del promedio para la mayoría—para conseguir los US$110 de ahorro que Kodak promete”, dice Lippman.

Kodak indica que sus anuncios enmendados son esencialmente iguales, aunque con una pequeña edición. “No es nada diferente a lo que los consumidores han escuchado durante los últimos tres años”, dice Paula Balik, administradora de comunicaciones mundiales para las impresoras de inyección de tinta de Kodak. El único cambio ordenado por la FTC que Kodak tuvo que hacer, dice Balik, fue mover de lugar el texto “cuatro páginas por día”, que anteriormente estaba enterrado en las notas marginales del anuncio, más cerca del título del anuncio.

PREOCUPACIÓN POR LA CALIDAD Y EL COSTO

Según la editora Melissa Riofrio, quien supervisa las pruebas de impresoras para PCWorld, las tintas de Kodak pueden ser más baratas que las de los competidores, pero la calidad de impresión en el papel corriente no es tan buena. En el papel de foto, la calidad es excelente, pero el dinero que se ahorra en la tinta se lo come el costo del papel de fotos.

En cuanto a las impresoras en sí, HP está entre las últimas en nuestra encuesta de Confiabilidad y servicio de 2010 (find.pcworld.com/69409); Kodak terminó ligeramente más alto. Nosotros preguntamos a nuestros lectores, entre otras cosas, si su impresora había tenido problemas de fábrica, lo satisfechos que estaban con la confiabilidad del dispositivo y lo bien que la compañía resolvió los problemas que surgieron. Los propietarios de impresoras de Kodak dijeron haber tenido buenas experiencias con la asistencia técnica de la compañía, pero le dieron marcas pobres a las impresoras por su confiabilidad. HP recibió cinco clasificaciones por debajo del promedio—dos en la confiabilidad y tres en la categoría de servicio.

Quizás el delito más grave de Kodak, por lo menos desde el punto de vista de sus competidores, es que tuvo la osadía de resaltar el alto costo de las tintas, la gallina de los huevos de oro de la industria. “Los vendedores cobran bastante por la tinta y descuentan el hardware de la impresora”, dice Lippman.

De hecho, esta práctica ha creado situaciones increíbles en que los consumidores pueden ahorrar dinero comprando una nueva impresora en vez de la tinta de reemplazo para su modelo actual. El pasado mes de diciembre, Ian Paul, colaborador de PCWorld, encontró un modelo de inyección de tinta Deskjet D1660 por sólo US$30 en un sitio de HP (find.pcworld.com/69406). La impresora venía con un cartucho negro y uno tricolor, clasificados en 200 y 150 páginas, respectivamente. En cambio, el paquete de tinta de repuesto, que prometía un rendimiento ligeramente alto (165 páginas) para el cartucho de color, costaba US$32—dos dólares más que la propia impresora.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *