1

Se espera que los autos voladores lleguen al mercado en el 2011

Terrafugia obtiene el visto bueno clave de la Agencia Federal de Aviación para su "aeronave rodable" y espera entregar la primera el próximo año.

Una compañía de Massachusetts espera comenzar a despachar su carro volador a los clientes a finales del 2011.

Terrafugia S.A., fundada hace unos cinco años atrás por graduados del Instituto Tecnológico de Massachusetts, ha conseguido el mes pasado una señal clave para seguir adelante, cuando la Administración Federal de Aviación (FAA, por sus siglas en inglés) le concedió a la compañía una excepción especial al límite de peso para el coche volador, o la aeronave rodable, llamada Transition.

Con esa aclaración de la Agencia Federal de Aviación debajo del cinturón, la compañía dijo que está en camino de entregar las primeras aeronaves Transition a clientes a fines del próximo año.

El vehículo Transition, el cual está diseñado con alas plegables, completó exitosamente su primer vuelo el 5 de marzo del 2009, luego de seis meses de prueba en pista.

"En verdad hacerlo volar es un sueño hecho realidad", dijo Richard Gersh, vicepresidente en Terrafugia, por el momento. "No estoy seguro de estar al nivel de los hermanos Wright, pero está sorprendentemente cercano".

El vehículo biplaza cabe dentro de la categoría deportiva ligera de aeronaves y se espera que tenga un precio de unos US$148.000. Las personas necesitarán un certificado de piloto deportivo para hacer volar el Transition, que está diseñado para levantar vuelo y aterrizar en aeropuertos pequeños, locales y para manejarse virtualmente en cualquier vía.

El vehículo, que funciona con gasolina sin plomo, puede viajar hasta 450 millas y puede volar a 115 millas por hora. También está diseñado para caber dentro de un garaje de cualquier casa típica.

Los ejecutivos de compañía dijeron durante una reunión con legisladores de Massachusetts a inicios de este año que Terrafugia espera crear "centenares" de nuevos trabajos de manufactura conforme la producción de Transition se acerque.

Por Sharon Gaudin

Computerworld (US), FRAMINGHAM

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *