1

Galaxy S Blaze 4G: Rápido pero inflado

En un mundo de pantallas de teléfono inteligente enormes, el Samsung Galaxy S Blaze 4G (US$150 con un contrato de dos años de T-Mobile) es bastante compacto. Con dimensiones de 4,8 por 2,48 por 0,46 pulgadas, luce abultado, pero el peso de 4,51 onzas es satisfactorio.

La pantalla Super AMOLED de 3,97 pulgadas y 480 por 800 píxeles es suficientemente amplia para jugar juegos y ver vídeos. Los ángulos visuales son excelentes, aunque la pantalla lució sobresaturada en nuestras pruebas de barras de colores y semitonos.
Basado en Android 2.3.6 (Gingerbread) y la capa TouchWiz de Samsung, el Blaze también tiene una gran cantidad de aplicaciones de Samsung y de T-Mobile. Por lo que he visto, a menos que obtenga acceso a la cuenta root, no podrá borrar el software superfluo.
Por suerte, el procesador de doble núcleo Qualcomm Snapdragon de 1,5GHz ayuda al Blaze a manejar bien las aplicaciones complicadas y el vídeo de alta resolución. Los juegos que probé ejecutaron impecablemente.
El Blaze usa la red HSPA+ de T-Mobile, que en teoría tiene velocidades de hasta 42 megabits por segundo. En las pruebas que realicé alrededor de San Francisco, con la aplicación Ookla Speedtest.net aprobada por la FCC, logró velocidades de descarga promedio de 6,77 mbps y cargas de 1,45 mbps; aunque la fuerza de señal varió alrededor de la ciudad.
La calidad de llamada fue buena, con amplio volumen y excelente claridad en ambos extremos.
–Ginny Mies

 

Galaxy S Blaze 4G
Samsung
Buen teléfono compacto sufre de una abundancia de software superfluo.
Precio de lista: US$150 (con contrato de 2 años)

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *