1

Cómo comprar el equipo perfecto: HDTVs

Este año abundan en el mercado los productos tecnológicos de primera clase. Le ayudaremos aquí a encontrar los mejores en ocho categorías, entre ellas las de las tabletas, los teléfonos inteligentes y las PC “todo en uno”.

Televisores HDTV. El panorama completo

La televisión de alta definición es un adelanto con respecto a la televisión de definición estándar, pues tiene una pantalla más ancha con muchos más píxeles para lograr un mayor nivel de detalle. Pero ver la televisión de definición estándar en un televisor HDTV no rendirá mejores resultados. En realidad, a menos que usted ajuste su HDTV de manera que pueda mostrar esas emisiones en su proporción dimensional nativa de 4:3, las imágenes lucirán peores.
Los dos principales tipos de televisores HDTV son los de LED y los de plasma. Una pantalla LED es un panel LCD (pantalla de cristal líquido) que usa como luz de fondo la iluminación LED (diodo emisor de luz) en vez de tubos fluorescentes. Los aparatos que utilizan LED pasan la brillante luz de fondo por una capa de cristales líquidos que se desplazan para dejar pasar la luz o para bloquearla enteramente.
Los aparatos de plasma usan una carga eléctrica para hacer que un gas emita luz ultravioleta, lo que a su vez hace brillar la substancia fosfórica de la pantalla.

Explicación de las especificaciones

Estas son las especificaciones más importantes a considerar cuando estudie la compra de un HDTV.

Resolución: La mayoría de las pantallas de 40 pulgadas y más tienen una resolución de 1080p (1.920 por 1.080 píxeles), que puede manejar el máximo detalle disponible para casi todo el contenido HD, incluidos los discos Blu-ray. Algunos modelos HDTV más pequeños y económicos tienen una resolución de 720p (1.366 por 768 píxeles), pero un aparato de 720p debe reducir las imágenes de 1080p para adaptarlas a su resolución nativa, lo cual puede introducir artefactos y reducir la profundidad y la nitidez de la imagen.
Contraste: El término “relación de contraste” se refiere a la diferencia entre las imágenes más oscuras y las más claras que una pantalla puede producir; en general, es determinada por la oscuridad del color negro. Desafortunadamente, los métodos que los fabricantes usan para medir y especificar este factor crucial son casi inútiles para ayudarnos a pronosticar cómo lucirá la pantalla en situaciones reales. Por lo tanto, evalúe el contraste con sus propios ojos y no se preocupe por la especificación de “relación de contraste”.
Conectividad a Internet: Casi todos los HDTV de marcas famosas pueden conectarse al enrutador de la red de su hogar (por medio de un cable o inalámbricamente) para que usted pueda ver el contenido de las computadoras que tiene en su red y acceder al contenido existente en la Internet si tiene un servicio de banda ancha. Distintos aparatos pueden funcionar con Amazon, Netflix o YouTube; si usted quiere un servicio determinado, asegúrese de que esté incluido antes de comprar. o busque un reproductor de Blu-ray o caja de conexión para transferencia continua (streaming) que tenga el servicio que usted quiere.
Capacidad para 3D: Los principales fabricantes de televisores tienen una amplia gama de modelos de 3D en el mercado a diversos niveles de precio. Pero, hasta ahora, el contenido en 3D que se encuentra disponible es bastante escaso (vea en esta edición más detalles sobre el tema).

Consejos de compra

• Seleccione el tamaño correcto del televisor: Escoja un HDTV que satisfaga sus necesidades. Si es demasiado pequeño, usted se encontrará comprando un aparato más grande poco tiempo después. Si el televisor es demasiado grande para su sala, los programas de definición normal lucirán horribles y usted pudiera ver las líneas de resolución si se sienta demasiado cerca.

• Considere también los asientos que hay en su sala: mientras más lejano esté su sofá o su butaca del aparato, mayor será el televisor HDTV que necesitará. Si necesita un ángulo visual amplio, será mejor que opte por un HDTV de plasma.
Incluso si usted no necesita la 3D, el aparato de 3D tiene sus ventajas: La mayoría de los HDTV actuales están preparados para 3D. Aunque usted no tenga intención de ver contenido en 3D, pudiera invertir en un aparato LED de 3D si le gusta ver deportes u otra acción rápida en 2D: los televisores que vienen listos para 3D suelen tener índices de regeneración de 240Hz o de 120Hz, lo que significa que el movimiento en la pantalla será muy fluido.
• Fíjese en el color negro: La clave de un buen color y contraste es escoger un aparato que tenga un color negro de primera categoría. En general, los aparatos de plasma tienen colores negros más profundos que los modelos LED iluminados por el borde. Los televisores LED con iluminación trasera y con tecnología de atenuación local y los aparatos OLED también tienen negros profundos, pero esos tipos de HDTV son muy caros comparados con un plasma, especialmente en los tamaños de pantalla grandes.
• Si puede, pruebe el aparato: Si la tienda se lo permite, use un disco Blu-ray o DVD para probar el televisor que más le gusta. Usted puede comprar uno de varios discos de prueba que harán funcionar al HDTV a través de una ruta de obstáculos visuales para ayudarle a identificar los puntos fuertes y débiles. Alternativamente, pruébelo con una película de acción que tenga muchas escenas oscuras. Las películas de animación por computadora son “demasiado perfectas” y no mostrarán las sutilezas de las películas de acción. Trate de encontrar problemas con la adaptación del contenido de definición estándar de un DVD regular. Verifique la configuración del HDTV para ver si es fácil sintonizar el aparato (y regresar a su configuración de fábrica). Considere probar el televisor en el modo de ‘Cine’, que generalmente es la mejor configuración para ver películas.
• No gaste demasiado en funciones para Internet: Las especificaciones incorporadas para conexión a la Internet son buenas, pero siempre se pueden agregar más tarde y generalmente por mucho menos dinero. Muchos de los mismos canales y aplicaciones están accesibles con un reproductor de Blu-ray o una caja para transferencia continua como la Roku conectados a la Internet. A menos que le atraigan mucho las características exclusivas que ofrece un fabricante, un mando a distancia personalizado, o la posibilidad de recibir medios en transferencia continua sin visitar el menú de entrada ‘Auxiliar’ del aparato, puede obtener los mismos resultados con un televisor más barato y una caja para transferencia continua de medios.
• Obtenga suficientes conexiones: Cuatro conexiones HDMI son suficientes para manejar una caja de conexión por cable, un reproductor de Blu-ray, una computadora o una consola de juegos y un dispositivo conectado a red. Asegúrese de comprar suficientes conexiones para sus necesidades futuras.
• No gaste demasiado en los cables: Resístase a comprar todo lo que hay en la tienda para evitar gastar más de lo necesario. En nuestra prueba, un cable de US$12 comprado en la Internet funcionó tan bien como un cable de US$120 comprado en una tienda. Ahorre su dinero para comprar un reproductor de Blu-ray o para mejorar su servicio de televisión comprando más contenido en HD.
• Cuidado con los problemas a largo plazo: Usted probablemente pasará mucho tiempo con su televisor nuevo, así que no se deje llevar por las primeras impresiones. Aunque puede encontrar alternativas de terceros que ayudarán a compensar por muchas deficiencias, es mejor conseguir lo que quiere desde el principio. Por ejemplo, ¿es fácil de leer y usar el mando a distancia? ¿Tiene botones iluminados? ¿Controlará también sus otros dispositivos, como un reproductor de DVD? ¿Realmente va a usar esas costosas funciones extras como el control mediante gestos, el control mediante la voz y un navegador de la Web incorporado? ¿Es suficientemente buena la calidad de sonido para su gusto, o necesitará agregar un sistema de sonido de cine en casa para mejorar el audio? ¿Podrá conectar los cables fácilmente si monta el aparato en la pared y cómo podrá ocultarlos (o por lo menos hacerlos lucir más organizados)? Las cosas pequeñas pueden significar mucho a largo plazo.
–Tim Moynihan

 

Páguina anterior                                                                Páguina siguiente                                                                                                     

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *