1
Dell 18 feb

La eficiencia y el ahorro; los dos pilares de los centros de datos



A medida que seguimos pasando por la era de la información, se necesita más tecnología e infraestructura para manejar el creciente número de datos. Las organizaciones hoy en día dependen de servidores, redes y aplicaciones para almacenar su información y correr los programas de misión crítica así como otras operaciones para soportar el negocio. Sin embargo, los costos asociados con los centros de datos también han aumentado. La electricidad necesaria para mantener los equipos corriendo y para soportar los sistemas de refrigeración es cada día mayor, con los costos que eso representa.

  Según un estudio del centro Pew “la infraestructura de alimentación de energía y la refrigeración que sustenta al equipo de TI en los centros de datos utiliza una cantidad significativa de energía que representa el 50% del consumo total de los centros de datos”. La mayoría de estos están lejos de maximizar su uso de alimentación de energía, en términos de mediciones PUE. Un artículo reciente del New York Times (basado en “Crecimiento del uso de la electricidad en centros de datos de 2005 a 2010” por Jonathan Koomey) revela que los centros de datos más grandes operan con un PUE en el rango de 2,5, (para cada 2,5 vatios, se usa menos de 1 vatio para la computación real).
  La complejidad de los centros de datos ha ido aumentando a medida que han crecido los requerimientos de las organizaciones. En el pasado, los centros de datos eran diseñados por partes, sin tener en cuenta la interacción entre ellas. Ahora, Dell busca conseguir eficiencias y sinergias por medio de un diseño y una implementación completa.
  La visión del centro de datos como un sistema básicamente vivo permite extraer el mayor valor de los componentes y hacer que el todo sea más que la suma de las partes. Sin embargo, hay que lograr todo lo anterior teniendo en cuenta que no se puede sacrificar rendimiento.
 

  El primer paso

  Para poder analizar y mejorar el consumo de energía es tener métricas. Solo el 45% de las organizaciones de TI puede medir verdaderamente el uso de la alimentación de energía y solo el 15% tiene métricas de eficiencia de energía, como PUE. Dell busca abordar el tema con Centro de alimentación OpenManage, una herramienta gratuita diseñada en estándares abiertos que trabaja con iDRAC7 Enterprise de Dell para administrar el consumo de energía.
  Los servidores PowerEdge más recientes de Dell incluyen tecnologías optimizadas para el ahorro de energía sin sacrificar eficiencia. En solo 10 años, los servidores PowerEdge han aumentado el rendimiento por vatio en 101 veces. En adición, esta generación de servidores consume hasta 26% menos energía que las generaciones anteriores. Los rack para los PowerEdge también están diseñados para ahorrar vatios, ya que tienen una mejor distribución de aire y permiten meter más servidores en un solo rack.
  Otro de los componentes importantes de la infraestructura de TI es el almacenamiento. Aunque la carga energética es mínima, se pueden conseguir ahorro con una correcta distribución de los datos; los más dinámicos deberían ir en en unidades sólidas y los de ‘archivo’ se pueden relegar a discos menos veloces. Los arreglos de almacenamiento Dell EqualLogic son un software integrado que agiliza el aprovisionamiento del almacenamiento y facilita la protección de datos y tareas de recuperación. Por otro lado, el almacenamiento Dell Compellent “presenta diferenciación automática por niveles para reducir el tiempo y los costos administrativos y ayudar a maximizar el uso del almacenamiento.”
  Volviendo a la visión holística del centro de datos, Dell tiene a disposición de los clientes diferentes conmutados como Dell Force10 y módulos E/S de la serie M Dell PowerConnect. En términos de refrigeración, el diseño de Dell permite operar con seguridad a temperaturas hasta 45 grados. La tecnología Fresh Air de Dell, incluye varios modelos de arreglos de almacenamiento, conmutadores de red, servidores, y unidades de distribución de alimentación, todas actualmente disponibles en Dell, que se pueden usar para crear soluciones que cumplan con las pautas de eficiencia de energía de ASHRAE y que pueden ahorrar millones de pesos en capital y en gastos operativos.
  Revisando el tema de la medición de la energía, el Asesor de soluciones Energy Smart de Dell (ESSA) es una herramienta en línea que puede ayudarlo a calcular la cantidad de alimentación necesaria que sus servidores, redes y almacenamiento utilizan en una determinada carga de trabajo.
 

Fuente: ENTER.CO

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *