1

Samsung Galaxy S5: Competencia difícil por el mejor teléfono Android

Samsung ha logrado nuevamente fabricar uno de los mejores dispositivos Android, aunque está lejos de la perfección.

Con el Galaxy S5, Samsung ha tirado de las riendas. El fabricante de teléfonos cambió su enfoque de perfeccionar las características que ya estaban presentes en predecesores como el Galaxy S4, en cambio ha decidido colocar más en el mismo cuerpo de polímero, pero esta vez más grande.

El Galaxy S5 es más ancho que su predecesor y con una parte trasera con textura ofrece más agarre para que no se salga de su mano fácilmente. También hay un útil modo de una sola mano que contrae la interfaz un poco, aunque es un poco complejo de utilizar con el necesario gesto de deslizar con el pulgar por toda la pantalla.

El Galaxy S5 cuenta con una pantalla de 5.1 pulgadas a 1080p FullHD Super AMOLED. Samsung equipó a la pantalla del equipo con la posibilidadra para ajustarse mejor adaptación a cualquier tipo de entorno ambiental, y la pantalla puede se puede poner muy tenue, lo que es bueno para los ojos por la noche. En su brillo más alto, sin embargo, sigue siendo una pantalla excesivamente brillante con las porciones de contraste. Asimismo mantiene la precisión del color en ángulos de visión extremos, y su pantalla ligeramente más ancha ofrece una experiencia de visualización de vídeo agradable.

galaxys5_003.jpg

Con su Qualcomm Snapdragon 801 system-on-chip (SoC), el Galaxy S5 superó por poco al HTC One (M8) según las referencias del benchmark de Anandtech. Sentirá una gran diferencia con respecto al modelo del año pasado, incluso cuando sólo se desplaza a través de la interfaz de usuario TouchWiz, que parece haberse modificado desde su última iteración. En lo que se refiere a la vida de la batería, si necesita un teléfono que le dure durante todo el día y algo más, el Galaxy S5 puede hacerlo. Su unidad de 2800 mAh, duró 10 horas y 45 minutos en nuestras pruebas de reproducción de vídeo con el brillo de 100 lúmenes y Modo Avión activado. Batió al HTC One (M8) por 45 minutos – alrededor de 7.5 por ciento más.

El sensor de la cámara de 16 megapíxeles en el S5 es la mejor cámara que Samsung ha cargado sobre alguno de sus dispositivos insignia. En lugar de depender exclusivamente de software para fusionar fotos juntos, Samsung ha implementado su nueva tecnología de sensor llamado ISOCELL para ayudar a mejorar la nitidez y la precisión en luz baja. En nuestras pruebas, los colores eran muy acertados y la cámara del teléfono se comportó impecablemente al aire libre. Desafortunadamente, Samsung no ha mejorado rendimiento con poca luz sobre su teléfono insignia, las fotos se ven granuladas cuando se hacen con poca luz.

galaxys5_004.jpg

Al igual que el iPhone 5S, Samsung ha metido un escáner de huellas dactilares en el botón de Inicio. Pero a diferencia del iPhone, tendrás que deslizar el dedo hacia abajo sobre el botón Inicio para desbloquear la pantalla, algo que es difícil de hacer cuando usted está sosteniendo el teléfono con una sola mano. También puede utilizar el escáner de huellas digitales con las aplicaciones que participan como PayPal. Llegamos a ver una demostración de ello en acción, y si el restaurante o minorista lo admite, es una característica bastante interesante. También puede utilizar el escáner para acceder a modo privado, una nueva parte de TouchWiz que permite esconder archivos confidenciales. Es una buena idea, pero la ejecución no es gran cosa.

No todo el mundo tiene el lujo de llevar alrededor de un smartwatch o una banda para fitness realizar un seguimiento de su salud, por lo que Samsung integró un monitor de frecuencia cardíaca en la parte posterior del teléfono. Por desgracia, es una característica inútil: El Galaxy S5 es demasiado grande como para correr, y es poco probable que dejaras de cada pocas cuadras para comprobar tu frecuencia cardíaca. Lo que es más, Samsung advierte específicamente que no es de fiar como dispositivo médico.

galaxys5_002.jpg

Conclusiones

El Galaxy S5 es una mejora sobre el GS4, pero no es la misma gran salto que el Galaxy S4 fue el Galaxy S III: Es un todo-en torno a un gran teléfono, aunque con deficiencias.

Ver también: Reseña HTC One (M8), un gran teléfono aún mejor

Con el Galaxy S5 llegando a los Estados Unidosa, al mismo tiempo que el HTC One (M8), es tentador comparar los dos teléfonos entre sí. El Galaxy S5 es un teléfono Android fantástico, pero todavía no alcanza la marca establecida en algunas de las cosas por el HTC One (M8). No es el mejor para la escuchar música, por ejemplo, y mientras que la interfaz TouchWiz ha sido limpiada, sigue siendo estando detrás de la HTC Sense. Mientras nosotrtos nos inclinamos un poco más por el HTC One (M8), ambos son excelentes teléfonos y que uno que sea más adecuado para tí dependerá del uso que le des al teléfono.

-Florence Ion, PCWorld

    

Sigue a PCWorld en Español en…

FB-f-Logo__blue_144.png twitter-bird-white-on-blue.png Instagram_Icon_Medium.png googeplus.png

 

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *