5 razones para rechazar la actualización de Windows 10 (II Parte)

Faltan pocos días para que los usuarios de Windows puedan actualizar gratis sus equipos con el nuevo sistema operativo Windows 10. De no hacerlo, tendrán que pagar 114 dólares desde agosto. Conoce algunas razones por las que deberías rechazar la oferta.

PC World en Español

Aunque la adopción de Windows 10 ha sido la más exitosa de la empresa en su historia, con más de 300 millones de descargas desde el lanzamiento en 2015, una parte de los que tomaron la decisión de actualizar no se sienten muy a gusto con el nuevo sistema operativo, sobre todo aquellos que lo hicieron con equipos no muy nuevos. Además, otros tantos están molestos porque perdieron cosas que eran fáciles con el anterior sistema y, algunos, también perdieron información.

Conoce aquí las otras razones por las que deberías rechazar la oferta de Windows 10 gratis.

1) Anuncios, anuncios y más anuncios

Windows 10 no sólo hace seguimiento al uso de las aplicaciones de Windows Store para mejorar la orientación de los anuncios contigo desde tu sistema operativo, sino que con frecuencia también impulsa los anuncios. Por defecto, vas a ver que los anuncios de notificación estarán en aplicaciones como Skype u office (incluso si tienes Office), suplicando para que busques aplicaciones sugeridas en Windows Store al deslizar en el menú de Inicio, e incluso podrás ver, ocasionalmente, anuncios de pantalla completa en la pantalla de bloqueo de alto perfil de Windows Store.

Screen Shot 2016-07-14 at 6.16.26 PM

Detesto la idea de que tendré que pagar por el sistema operativo, porque es verdad, Windows 10 no es verdaderamente gratis. Afortunadamente, todos esas configuraciones se pueden desactivar. Pero para ello es necesario sumergirse en la configuración del sistema y encontrar en los diferentes rincones remotos del sistema operativo lo que debes eliminar.

2) Las tácticas agresivas de actualización de Microsoft

Microsoft ha estado actuando bastante a la sombra en su búsqueda agresiva para impulsar que los usuarios de Windows 7 y 8 migren a Windows 10, empleando para ello imparable ventanas emergentes, similares a las tácticas de malware, las actualizaciones obligatorias y las intrusivas absorciones a pantalla completa, además de los trucos para convencer y, a veces engañar, con la intención de que las personas terminen adoptando el nuevo sistema operativo. Con el tiempo esa estrategia llegó a ser tan torpe que algunos usuarios tienen deshabilitadas las actualizaciones de Windows para no sufrir los bombardeos.

Screen Shot 2016-07-14 at 6.16.40 PM

Pero ya lo sabes. Si todavía estás pensando en actualizar a Windows 10, tienes que saber qué ha pasado con él.

Aunque es cierto, nada de eso le quita genialidad a Windows 10. Pero puede haberle restado en su deseo de actualizar a Windows 10 y con razón. Si no está satisfecho con la ética y las tácticas de Microsoft en el manejo de las actualizaciones de Windows 10, ustef está dentro de sus derechos a quedarse donde está.

3) La compatibilidad del software

Como consecuencia de esas actualizaciones forzadas, docenas y docenas de lectores consultan sobre el problema de compatibilidad de algunos software y destacan que el sistema simplemente no funciona. Glenn Fleishman señaló recientemente en la Macworld, que el software antiguo está inherentemente conectado al mal software y también dijo que alguno de e ellos no van a funcionar en Windows 10.

Screen Shot 2016-07-14 at 6.16.47 PM

Si depende de determinadas piezas de software, tienes que hacer una rápida búsqueda en Google para asegurarte de que el software va a trabajar en Windows 10 antes de actualizar. Office 2003, el último antes de la interfaz de usuario de Office no es compatible, por ejemplo, ni tampoco es un software que requiere el uso de Windows 7 compatibilidad “Modo XP”, que no está disponible en el asesor de actualizaciones de Windows 10. se supone que le permiten saber si el software no funcionará con Windows 10, pero los usuarios informan de que no es muy fiable. Haciendo un poco de tarea ahora podría ahorrar algunos grandes dolores de cabeza en el futuro

4) La compatibilidad del hardware

Del mismo modo, usted quiere asegurarse de que Windows 10 trabaja en su PC. No importa si se está utilizando Windows 7 ó Windows 8.1, es recomendable ejecutar la herramienta de compatibilidad de hardware de Microsoft para analizar el sistema. Para ello, tienes que abrir la aplicación en el icono de la barra de tareas y obtener allí todas las actualizaciones de los elementos emergentes y hacer clic en la opción de informe de compatibilidad.

Screen Shot 2016-07-14 at 6.16.54 PM

¡Pero espera! Eso no es todo. La herramienta sólo comprueba el núcleo de su PC de forma fiable. Algunas personas que actualizan a Windows 10 descubren que sus periféricos de hardware no funcionarán, en especial las viejas impresoras y escáneres. Si tiene cualquier periférico viejo conectados al PC, ya sea una impresora o un teclado, deberías realizar alguna búsqueda para asegurar que su equipo no se convertirá en pisapapeles si decide actualizar a Windows 10.

5) no está roto, no lo arregles

Esta última razón se aplica más a las personas que se resisten al cambio o que no son muy afines a la tecnología. Sí, Windows 10 absolvió los peores pecados de Windows 8. Así que tienes que acostumbrarte al nuevo sistema operativo y a que no será demasiado difícil para muchos usuarios de PC, pero la transición no es totalmente transparente. De Cortana a la introducción del navegador Edge, así como al cambio radical del menú Inicio y la nueva imagen, además de la evolución de Windows 10 en un sistema operativo más centrado en la nube, hay grandes cambios que necesitas conocer para envolver tu cabeza alrededor y disfrutar Windows 10.

¿Las nuevas características de Windows 10 y las mejoras hacen que valga la pena la actualización? Creo que si. Pero si usted no se siente cómodo frente a los cambios en el equipo, es posible que desee quedarse. Conozco varias personas que técnicamente son menos inclinadas y que pagaron a técnicos para revertir sus PC a Windows 7 después de que no podían entender como funcionaba Windows 10.

Por el contrario, si se ha perfeccionado el flujo de trabajo de su sistema operativo actual y no se ve mucho beneficio con herramientas como Cortana, la tienda de Windows, DirectX 12, y los escritorios virtuales, puede que no valga la pena la molestia de cambiar a Windows 10.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *