1

Intel NUC, la nueva generación de la mini PC de Intel

Mide solo 10 x 10 cm y es la nueva versión del Intel NUC, que garantiza rendimiento para entornos de entretenimiento, videojuegos o productividad. Además, es posible optar por procesadores vPro para entornos de oficina o empresa.

PC World en Español

El denominado computador HTPC de Intel o mini PC sigue siendo atractivo para aquellos entornos en los que se buscan unidades compactas sin dejar de lado el rendimiento del sistema.

De hecho, los modelos NUC de Intel son conocidos por ofrecer una serie de determinados componentes como placa base, fuente de alimentación y procesador, además de dejar en manos del usuario la elección de la cantidad de memoria RAM, unidad de almacenamiento y sistema operativo con el que funcionar. Resulta sencillo modificar la configuración o sumar nuevos componentes.

El NUC6i3SYH planteado por Intel lleva el procesador Skylake de sexta generación Core i3-6100U de 2,3 GHz de velocidad, con gráficos integrados Intel HD 520, soporte para 32 GB de memoria RAM mediante dos ranuras SO-DIMM de 260 pin y otras dos ranuras habilitadas para el almacenamiento. En una de ellas es posible adherir una solución de disco M.2 SSD-22, mientras que en el otro puedes optar por un SSD SATA de 2,5 pulgadas. 

A efectos de conectividad, el usuario puede contar con cuatro puertos USB 3.0 (dos en la parte delantera y otros dos en la posterior), dos puertos USB 2.0, una salida HDMI y una DisplayPort 1.2. La conectividad inalámbrica viene proporcionada por el chip Intel Wireless-AC 8260 integrado en placa, compatible con 802.11ac, Bluetooth 4.1 y la tecnología Intel Wireless Display WiDi 6.0.

 

El sistema está certificado para trabajar con Windows 8.1 y Windows 10, además de ser compatible con varios sistemas Linux, incluyendo Ubuntu, Linux Mint, Fedora y OpenSUSE.

Al contar con HDMI y soporte de calidad 4K, el sistema se convierte en una solución para el hogar digital con posibilidad de ofrecer servicios de video en streaming a diferentes pantallas. El uso de mayor o menor cantidad de memoria RAM también permite dotar al sistema de mayores capacidades para desempeñar tareas de oficina o  acelerar los gráficos en entornos de juegos.