1

El Samsung Galaxy S8 es el nuevo rey

Samsung necesitaba ser el foco de todas las miradas para presentar su nuevo buque insignia, el Galaxy S8, y resarcirse después del fallido Galaxy Note 7. Y lo cierto es que lo ha conseguido.

La compañía surcoreana marcó en rojo en el calendario el pasado 29 de marzo, día que eligieron para desvelar al mundo todos los secretos de su nuevo celular. ¿Cómo? Prepararon una presentación simultánea en Londres y Nueva York a la que los medios no faltaron y que les ha permitido protagonizar muchos titulares. La mayoría coinciden: el Samsung Galaxy S8 podría ser el smartphone del año.

Pantalla

Los mejores fabricantes siguen apostando por las pantallas grandes. Por eso, el panel de Galaxy S8 es todavía de mayores dimensiones que el del S7. Mantiene los bordes curvados y tiene un marco más estrecho para aprovechar más el espacio en el dispositivo, es decir, para que la pantalla ocupe casi todo el dispositivo. Es lo que denominan Infinity Display. Hay dos modelos: uno de 5,8 y otro, el modelo Plus, de 6,2 pulgadas de diagonal de pantalla. En cuanto a calidad y resolución, es una pantalla SuperAMOLED con ratio 18,5:9 y resolución 1440×2960, por lo que no nos extraña que la pantalla sea el principal reclamo del dispositivo.

Cámara

Cualquier celular Premium que se precie necesita ofrecer cámaras de gran calidad si quiere seguir perteneciendo a la gama alta. Samsung lo sabe y por eso las cámaras Galaxy S8 mejoran a las de su predecesor. De hecho, la cámara de atrás es de 12 megapíxeles y la frontal de ocho, y ambas tienen una apertura de 1,7, muy luminosa. La primera, además, cuenta con reconocimiento facial y autofoco inteligente.

Batería

Aquí es donde Samsung se la juega después del fallido Galaxy Note. La compañía ha buscado asegurarse el correcto funcionamiento de las baterías, con 3.000 y 3.500 mAh para el S8 y el S8 Plus, respectivamente. Hay quienes pueden pensar que son capacidades muy justas, pero Samsung asegura que las mejoras a nivel hardware del Galaxy S8 y S8Plus han mejorado hasta un 21 por ciento el rendimiento del S7 y prometen una mayor optimización de la autonomía.

 

Diseño

Sin duda, el Samsung Galaxy S7 es un smartphone muy bonito. Mantiene la esencia del Galaxy S7 Edge y continúa con la apuesta de una pantalla con bordes curvados dejando atrás la opción de versión flat. También destaca por sus dimensiones compactas, grandes acabados y una sensación en mano muy cómoda. Lo más llamativo es que ya no hay botón  físico en el frontal, sino un sensor sensible a la presión que está colocado detrás de la pantalla.

Éstas son solo algunas de las mejoras que incorpora en Samsung Galaxy S8. Lo mejor es que coincidiendo con su lanzamiento algunas operadoras ofrecen promociones especiales para que el precio del Samsung Galaxy S8 sea más asumible. Una de ellas es T-Mobile, cuya oferta permite contratar un plan de financiamiento que incluye 24 pagos mensuales.

Tras la presentación del nuevo buque insignia de Samsung, ahora la pelota recae en la competencia, sobre todo en Apple y en su nuevo iPhone. Tampoco hay que obviar a otros competidores. Huawei, Oppo y Xiaomi continúan ofreciendo teléfonos Android que obtienen muy buenas críticas.