1
 

Cómo conectar un portátil a la TV

¿Quieres ver la pantalla de tu portátil en tu televisor? Aprende con nosotros a conectar tu portátil a tu TV con un cable HDMI, un conector VGA o un dispositivo inalámbrico.

Por Alba Mora, PC World.Es

Conectar tu portátil a la TV puede resultar muy útil cuando quieres ver una película en tu televisor pero que solo tienes guardada en tu ordenador, o también si quieres reunir a tus amigos en el sofá de tu casa y mostrarles las fotos de tu último viaje.

Es por esto que en este artículo hemos reunido siete maneras de vincular tu portátil con la pantalla de tu televisor. Escoger una u otra dependerá, sobre todo, del modelo de TV del que dispongas.

Sigue leyendo para descubrir si debes hacerte con un cable HDMI, un conector VGA, un dispositivo inalámbrico o una memoria USB, o simplemente usar las entradas USB de tu portátil y tu televisor.

Por lo contrario, si lo que buscas es aprender a conectar tu móvil o tablet Android o tu iPhone o iPad a tu televisor, hoy es tu día de suerte porque también hemos escrito artículos sobre ello.

¿Cómo conectar un portátil a la TV con un cable HDMI?

Aunque parezca obvio, para poder conectar tu ordenador portátil a tu televisor con un cable HDMI, es requisito indispensable que ambos dispongan de un puerto HDMI.

En líneas generales, todos los portátiles incluyen uno, a no ser que se trate de un modelo muy antiguo o demasiado sencillo. Asimismo, prácticamente todos los televisores fabricados en los últimos 6 años también tienen como mínimo uno.

Comprueba que así sea echándole un vistazo a la parte trasera de tu TV y en los laterales de tu portátil. Deberías encontrar algo parecido a esto:

Esta solución es sin duda la más práctica y económica de todas, porque solo se necesita un único cable para imagen y sonido. Además es también la que produce mejores resultados en cuanto a calidad audiovisual.

Para disfrutar de tu portátil desde tu TV con un cable HDMI, sigue estos pasos:

1. Enciende tanto tu televisor como tu portátil.

2. Conecta el cable HDMI en los puertos correspondientes de ambos dispositivos. El orden en el que conectes el cable no importa.

3. Asegúrate de que el televisor esté conectado al canal HDMI. En casi todos los casos, puedes cambiar el canal pulsando el botón AV de tu mando a distancia.

4. Si no se realizan los cambios de configuración automáticamente, dirígete al panel de ‘Configuración’ haciendo clic en el icono de Windows de tu pantalla.

5. Pincha en ‘Sistema’ y, en la sección de ajustes de ‘Pantalla’, escoge la resolución correspondiente a tu televisor y comprueba además que este dispositivo esté seleccionado.

Si tienes instalada la última versión de Windows, lo más probable es que no tengas que realizar los pasos 4 y 5, ya que tu portátil hará estos cambios por sí solo.

¿Cómo conectar un portátil a la TV con un conector VGA?

Otra forma de conectar ambos dispositivos con un cable es usando un conector VGA y un conector de audio de 3,5mm. Aunque es un proceso algo menos práctico que el anterior, es la mejor solución cuando tu portátil y/o tu TV no dispone de una entrada HDMI.

Para conectar el VGA, deberás buscar un puerto como el señalado en estas dos imágenes. La primera corresponde a la parte trasera de un televisor, mientras que en la segunda se ve la misma entrada en un portátil.

Este es el proceso a realizar si quieres ver tu portátil desde la pantalla de tu televisor usando un conector VGA -para el vídeo- y un cable de audio jack -para el sonido-.

1. Enciende tu portátil y tu televisor.

2. Enchufa el conector VGA en cada uno de los puertos. Si tu portátil no dispone de esta salida de vídeo, puedes adquirir un adaptador a muy buen precio. Este adaptador tiene un puerto VGA en un extremo, en el que deberás conectar el cable, y un puerto USB al otro, que irá enchufado a la entrada USB de tu ordenador.

3. Introduce el conector de audio analógico de 3,5 mm: uno de los jacks en el puerto de audio para auriculares de tu portátil y el otro en la entrada de audio correspondiente de tu televisor o de unos altavoces externos.

4. Si no tienes tu portátil actualizado a la última versión de Windows, puede que tengas que cambiar los ajustes de pantalla de manera manual. Para ello, haz clic en el icono de Windows de tu monitor y accede al panel llamado ‘Configuración’.

5. Selecciona la opción de ‘Sistema’, seguido de ‘Pantalla’, y cambia la resolución a la de tu televisor. También tendrás que asegurarte de que tu TV está seleccionado.

¿Cómo conectar un portátil a la TV con un dispositivo inalámbrico?

En el caso de no querer o no poder utilizar cables para conectar tu portátil a la TV, la solución más adecuada es optar por un sistema inalámbrico. Esta solución se puede llevar a cabo de varias maneras y, en parte, dependerá de las prestaciones de tu televisor.

Tecnología WiDi. Algunos televisores tienen incluída una tecnología de última generación llamada Intel Wireless Display, conocida también como WiDi, que permite conectar tu portátil a tu tele sin uso de cables.

Para ello, necesitarás instalar el Widget Intel WiDi a tu ordenador, así como disponer de un receptor compatible, como por ejemplo el Push2TV fabricado por la empresa tecnológica Netgear.

Sistemas inalámbricos con puerto HDMI. Compartir la pantalla de tu portátil con el televisor de tu casa sin cables también es posible con dispositivos inalámbricos como el receptor multimedia One for All SV 1760 de Maplin -por 270 €- o el GW3DHD Kit de IOGear -por unos 320 €-.

Si optas por uno de estos sistemas, deberás enchufar el aparato en el puerto HDMI de tu tele y en el puerto USB de tu portátil. Entonces, el vídeo será enviado de un dispositivo a otro de manera inalámbrica.

Entre sus inconvenientes cabe destacar que no suele ser una opción barata y que la calidad a veces deja que desear, ya que las discordancias entre el audio y el vídeo pueden llegar a ocurrir.

Reproductores multimedia de sobremesa

Otra de las formas de ver la pantalla de tu portátil en el monitor de tu tele es echando mano de los reproductores multimedia de sobremesa, como el WDTV de Western Digital, el Streaming Stick de Roky o incluso el Apple TV.

Seguramente el más popular de su categoría, el stick HDMI Chromecast de Google tiene un coste muy razonable y funciona de una forma muy sencilla. Simplemente introduce el dispositivo HDMI al puerto de tu televisor y conéctalo con tu portátil usando una red wifi.

Con el Chromecast y usando la función integrada de Google Chrome, podrás duplicar la pantalla de tu portátil y usar tu tele para visitar páginas web, ver las fotos guardadas en tu ordenador o incluso reproducir vídeo.

¿Cómo conectar un portátil a la TV con un cable USB doble?

Conectar un portátil a un TV usando un cable USB doble es posible, pero el truco está en que también necesitarás un adaptador que convierta uno de los puertos USB en una salida HDMI, así como un software específico para tu portátil.

Mediante este programa, el ordenador también será capaz de convertir el puerto USB en un puerto de salida de vídeo. Es importante que compruebes, pues, que el adaptador mencionado anteriormente sea compatible con el modelo de tu portátil.

Para utilizar este sistema, lo primero que hay que hacer es instalar en tu portátil el software, abrir el programa una vez finalice la instalación y conectar ambos dispositivos con el cable USB y el adaptador.

¿Cómo conectar un portátil a la TV con una memoria externa?

Aunque con ellas no podrás duplicar la pantalla de tu portátil a tu tele, una memoria externa y una tele con puerto USB pueden ser una solución muy práctica si lo único que quieres es compartir archivos de vídeo, audio o fotos de tu ordenador.

Es evidente, pues, que este sistema no será el ideal si estás interesado en utilizar tu TV como monitor mientras juegas a un juego de ordenador o si quieres ver una película en streaming desde una pantalla más grande.

Los pasos a seguir son muy claros:

1. Copia el vídeo, las fotos o cualquier otro fichero que quieras reproducir a una memoria externa o a un lápiz USB. Asegúrate además que el formato de este archivo sea compatible con tu TV. En el caso de vídeos, la extensión MP4 es casi universal, de modo que puede reproducirse en la mayoría de televisores.

2. Inserta la memoria externa o el lápiz USB en el puerto de tu televisor.

3. Selecciona el canal correspondiente con la ayuda del mando a distancia.

4. También con el control remoto, localiza el archivo que quieras reproducir y dale al play.