1
 

Un tercio de los compradores en línea ha visto su información financiera en peligro

El frenesí del consumo aun tiene en agenda las compras de Año Nuevo, del Dïa de Reyes y luego las ofertas de enero. Por estos días, los ciberdelincuentes que se dedican a robar identidades bancarias de los consumidores o cuentas de tiendas en línea podrían obtener mayores ganancias en esta temporada festiva.

Según el informe de Kaspersky Lab “Desde la diversión festiva hasta el pánico de las contraseñas: cómo administrar el dinero en línea esta Navidad“, las compras en línea son una de las actividades más populares en Internet, solo superada por el correo electrónico. Y en México, aunque la mayoría de las personas (88%) son conscientes de las amenazas cibernéticas financieras, 34% ha visto caer su información financiera en manos equivocadas.

La comodidad de las compras en línea puede ser muy seductora, pero a algunos mexicanos les sigue preocupando si sus pagos en línea están bien protegidos. Desafortunadamente, esas preocupaciones están bien fundamentadas. Del 34% cuya información financiera estaba en riesgo, la encuesta reveló que 30% de ellos nunca había recuperado su dinero. Los factores que potencialmente pueden poner en riesgo las finanzas de las personas incluyen la dificultad para conservar el control de la información de pago después de utilizarla en diferentes plataformas de comercio electrónico y la variedad de métodos de pago disponibles.

Las compras en línea son como visitar un centro comercial gigante donde la gente puede comprar artículos de diferentes plataformas de comercio electrónico. No es sorprendente que los compradores tengan dificultades para mantener bajo control toda su información de pago en línea. A más de la mitad de los mexicanos (74%) le preocupa más el acceso de los cibercriminales a su información financiera. Sin embargo, 29% de los encuestados ha olvidado o ni siquiera ha tratado de recordar los sitios web y aplicaciones donde ha compartido sus detalles financieros.

A medida que los consumidores mexicanos intentan asegurarse de que sus credenciales de pago sean fáciles de encontrar y recordar, uno de cada cinco (21%) incluso prefiere almacenarlas en dispositivos. Esto puede hacer que sea más conveniente enviar las credenciales cuando las personas hacen sus compras en línea, por lo que no tienen que preocuparse por olvidarlas. Sin embargo, si el dispositivo se pierde o lo roban, un usuario corre el riesgo no solo de perder sus datos personales, sino también su dinero, ya que alguien podría acceder a su cuenta bancaria si encuentra las credenciales correspondientes en las notas del teléfono inteligente.

La amplia gama de métodos de pago digital les da a los compradores la libertad de elegir su forma favorita de comprar bienes o servicios. Los métodos de preferencia siguen siendo las tarjetas de débito y crédito, transferencias directas desde cuentas bancarias y billeteras electrónicas, por ejemplo, PayPal. Sin embargo, otros métodos de pago están creciendo en popularidad. Las compras frecuentes permiten a las personas acumular puntos a través de programas de lealtad y usarlos cuando visitan de nuevo a un minorista. Y gracias a los teléfonos inteligentes y los relojes inteligentes, los consumidores ni siquiera necesitan llevar consigo su billetera, dinero en efectivo o incluso tarjetas. Esto ha ayudado a aumentar la popularidad de los pagos con dispositivos sin contacto, como PayPass y Apple Pay; el 58% de los mexicanos encuestados los usa regularmente.

“El final del año y la temporada de fiestas son el momento en el que las personas compran regalos para sus familiares y amigos. Pero nadie quiere que este tiempo se arruine al perder dinero a través de transacciones inseguras o fraude en línea”, comenta Roberto Martínez, analista senior en Kaspersky Lab. “Todos debemos estar muy atentos a nuestros datos financieros y pagos en línea, teniendo cuidado de evitar colocar nuestros datos de tarjetas bancarias en sitios web no confiables o realizar pagos desde dispositivos no seguros”.

Para que las compras en línea sean seguras, Kaspersky Lab recomienda el uso de una solución de seguridad informática que pueda proteger las transacciones en línea y mantener las cuentas de compras seguras.

  • Security Cloud es un ejemplo de cómo el software puede ayudar de manera adaptativa a superar los desafíos que enfrentan las personas para mantener sus finanzas seguras. Esta solución protege los datos de su tarjeta de crédito al abrir un navegador seguro cada vez que compra en línea y completar automáticamente los datos de pago.
  • Kaspersky Password Manager, (administrador de contraseñas de Kaspersky), está diseñado para proteger la vida privada, incluidos los detalles financieros. Brinda a los compradores acceso seguro a sus contraseñas, NIP y credenciales clave, en cualquier lugar y en cualquier dispositivo, lo que hace que los pagos sean rápidos y seguros.

PC WORLD PUBLICIDAD